La Batalla

Publicado: 8 septiembre, 2007 en Historias del WC

Llevamos ya tres años, tres largos años de dura campaña.
Empezamos en otoño, luchando sin mucho entusiasmo, empujados por las circunstancias y por los informes de nuestros asesores. Demostramos nuestra falta de precia con las armas y la poca profesionalidad de nuestras tropas. Ante enemigos no demasiado poderosos no fuimos capaces de vencer con contundencia. Muchos de nuestros compañeros habían caído al final del primer vernano de campaña.
El segundo año fue terrible. El enemigo opuso mucha más resistencia y nos costaba sangre, sudor y lágrimas avanzar cada paso. Los compañeros de armas que habían llegado algo maltrechos a esas batallas cayeron sin oponer la más mínima resistencia. El resto aguantamos la embestida como pudimos.
Los que llegamos a ver el comiezo del tercer otoño ya eramos veteranos curtidos en la batalla. Habíamos empezado a confiar en nostros mismos y alguno destacaba ya por su comportamiento ejemplar en el campo. El futuro prometía, pero el avance, aunque más seguro, volvió a ser lento y dificultoso. Al terminar el verano no se había conseguido rendir todas las plazas enemigas que llevaban más de un año bajo asedio, aunque las bajas propias eran mucho más escasas que los años anteriores.
Llega el otoño. Lo que en un principio se presentaba como un conflicto ganado de antemano y una campaña de unos cinco años de duración se ha convertido en una dura pugna. Las dificultades encontradas han estado a punto de precipitar la derrota en más de una ocasión y parece ahora que alcanzar la victoria llevará al menos otros tres o cuatro años más.
Al menos la experiencia obtenida en los combates anteriores hace presagiar que la inmensa mayoría de los que hemos llegado hasta aquí veremos el final de la contienda.
Sin cuartel. Ni un paso atrás.
comentarios
  1. Sergio dice:

    ¡¡¡AÚ!!!
     
     
    Seguiremos luchando, aunque algunos estemos más amputados que la madre que lo parió

  2. David dice:

    La recompensa final merece con creces la encarnecida lucha. No siempre es el más fuerte el que consigue la victoria, sino el más tenaz. Saludos y ánimo a todos los guerreros.
     
    AHU!!!!

  3. Ptholome dice:

    Algunos, mientras uds estudiais, hemos seguido en la brecha. AUnque me temo que nos pasará como a los 300 de la peli… ¡Pero la batalla debe continuar!

  4. Lightbringer dice:

    Bueno es saber de usted, Ptholomé, hacía mucho que entraba en mi propio espacio…

  5. Hugo dice:

    ¡Vuelve con tu escudo o sobre él, espartano! Dicho de labios de una madre, asusta. Parece que estás desencantado y es comprensible, pero que quieres que te diga, nunca llovió que no escampara y en eso te puedo decir que soy experto porque te hablo desde la tierra de la lluvia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s